Conspiracion Latina

Algunos Datos sobre "Masones"

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Algunos Datos sobre "Masones"

Mensaje por W el Miér Oct 19, 2011 7:23 pm



Icono del Gran Arquitecto del Universo usado por los Masones, expresado habitualmente con el acrónimo GADU, es el nombre simbólico con el que suele referirse en masonería al Principio Creador o Causa Primera, independientemente de que ésta se interprete desde un punto de vista teísta o deísta.

La creencia en el Gran Arquitecto del Universo, es uno de los principios considerados inamovibles dentro de la corriente de regularidad masónica liderada por la Gran Logia Unida de Inglaterra, si bien los masones, como individuos, son libres de creer en el Ser Supremo que se ajuste a su creencia personal.

Para la corriente de regularidad masónica iniciada por el Gran Oriente de Francia, sin embargo, la exigencia de la creencia en un Gran Arquitecto del Universo como Principio Creador, incluso si éste es dejado a la interpretación libre de cada cual, es considerada como la imposición de tipo dogmático por lo que sus miembros son libres de creer o no creer en la existencia de este principio y de utilizar o no este símbolo en sus ritos.

Muchos francmasones siguen alguna de las religiones tradicionales, como pueden ser la católica, la judía o la musulmana; hay también quienes consideran que el GADU es el mismo Dios creador que determina a su voluntad los planos de la existencia, en el caso de los judíos y cristianos Yahwéh (Yahvé) o Jehová; y en el caso de los musulmanes Alá (los cuales serían aparentemente dos deidades distintas). Para otros varios será un Principio Creador que está en el origen del Universo, cuya naturaleza es indefinible. Los hay también quienes identifican al Gran Arquitecto del Universo con un Demiurgo creador, con el espíritu del hombre, con el pensamiento, o con el hombre mismo.

Hay igualmente masones que, prescindiendo de cualquier enfoque trascendente, identifican al GADU con una interpretación panteísta o naturalista. Por último, existen muchos masones no creyentes, para quienes dar cualquier valor al símbolo del GADU implica necesariamente una afirmación de fe sobre el misterio último de la existencia, por lo que prefieren prescindir absolutamente del mismo.

La interpretación del GADU es tan amplia como es también la interpretación de Dios en el mundo y la polémica que le acompaña como concepto es también análoga.

Masonería

La francmasonería o masonería es una institución de carácter iniciático, filantrópico, filosófico y progresista, fundada en el sentimiento de fraternidad, igualdad y libertad. Tiene como objetivo la búsqueda de la verdad y fomenta el desarrollo intelectual y moral del ser humano, además del progreso social. Los masones, tanto hombres como mujeres, se organizan en estructuras de base denominadas logias, que a su vez pueden estar agrupadas en una organización de ámbito superior normalmente denominada "Gran Logia", "Gran Oriente" o "Gran Priorato".


Es filosófica porque orienta al hombre hacia la investigación racional de las leyes de la naturaleza, invita al esfuerzo del pensamiento que va desde la simbólica representación geométrica hacia la abstracción metafísica.

Es filantrópica porque practica el altruismo, desea el bienestar de todos los seres humanos y no está inspirada en la búsqueda de lucros personales de ninguna clase. Sus esfuerzos y recursos están dedicados al progreso y felicidad de la especie humana, sin distinción de nacionalidad, raza, sexo ni religión, para lo cual tiende a la elevación de los espíritus y a la tranquilidad de las conciencias.

Es progresista Es progresista porque enseña y practica la solidaridad humana y la absoluta libertad de pensamiento. La Masonería tiene por objeto la búsqueda de la verdad desechando el fanatismo abordando sin prejuicios todos los nuevos aportes de la invención humana, estudia la moral universal y cultiva las ciencias y las artes y no pone obstáculo alguno en la investigación de la verdad. (Fuente Consultada: Logia José Artigas)

Los Masones: constructores de Piedras: Este movimiento es considerado como la orden fraternal más grande que alcanzó niveles mundiales.

En un primer momento, las cofradías masónicas se limitaban a los trabajadores, quienes compartían sus secretos, mediciones, técnicas, etc. No obstante, en el contexto de la Reforma Protestante, sobre todo en Inglaterra, estas fraternidades comenzaron a aceptar hombres provenientes de sectores altos de la sociedad. De esta manera, las cofradías se convirtieron en sociedades dedicadas a ideas universales, como la fraternidad, la igualdad y la paz.

Sus reuniones eran citas sociales, núcleos de sociabilidad. El año de 1717 dio lugar a la “Gran Logia” para Londres y Westminster, producto de la unión de cuatro cofradías situadas en la capital inglesa. Seis años más tarde se conocería con el nombre de “Gran Logia de Inglaterra”. Esta logia se convirtió en la precursora de todas las uniones masónicas, y de ella surgieron todas las otras logias reconocidas. En 1725 se fundó la “Gran Logia de Toda Inglaterra” en York; y en junio del mismo año se creó en Irlanda, y al año siguiente en Escocia.

Los sectores dedicados al comercio en Inglaterra consideraron a la masonería libre como un medio de promoción social. De esta manera, los ideales masónicos de tolerancia religiosa e igualdad iban en consonancia con el espíritu del liberalismo emergente durante el siglo XVIII. Es más, una de las reglas básicas de las órdenes masónicas del mundo angloparlante ha sido considerar a la religión como un asunto personal de cada individuo.

En Estados Unidos, las primeras logias fundadas bajo la autoridad de la “Gran Logia de Inglaterra” fueron la Primera Logia de Boston y la de Filadelfia, establecidas ambas en 1733. Antes de la guerra de la Independencia (1775), ya había unas 150 logias. En la actualidad, los estadounidenses representan el 75 por ciento del total de masones del mundo, unos 4,5 millones de personas.

Los ritos masónicos: Las prácticas masónicas actualmente más usadas son el Rito de York y el Rito Escocés.
El primero: el Rito de York, data del siglo XVIII, adquiere en su primera fase el nombre de Capitular. Los miembros correspondientes a este nivel son los masones del Arco Real (correspondiente a 4 grados). En su segunda fase, recibe el nombre de Críptica y sus miembros son los masones Reales y Selectos (3 grados); en su fase final Caballeresca, concede a los miembros el título de Caballeros Templarios (3 grados).
El segundo: el Rito Escocés se originó en 1801, en Charleston (Carolina del Sur) y contempla 33 grados.




El rito masónico se caracteriza por ser iniciático, esotérico y tradicional.

* Es iniciático en el sentido de que es necesario haber sido "iniciado", después de un paso voluntario, en una vía nueva y gradual de autoconocimiento y desarrollo.
* Es esotérico, sin que esta palabra implique nada en un sentido "mágico" o que se relacione con el "ocultismo", en el sentido de que se expresa mediante un lenguaje simbólico. Es decir, que es el propio francmasón, mediante su experiencia personal, el que irá desvelando el valor de los símbolos del rito en su propia edificación moral e intelectual.
* Es tradicional porque emana en gran medida de tradiciones y mitos ancestrales de la humanidad.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


Origen de los tres primeros grados: La gran mayoría de los masones libres del mundo no progresan más allá de los primeros tres grados, basados en la leyenda de la muerte de Hiram Abif, conocido como el arquitecto del templo de Salomón.

Hiram Abif:
Según una versión de esta leyenda, Hiram Abif fue un hábil artesano enviado desde la región de Tiro para trabajar en el Templo del Rey Salomón . Con el tiempo se convirtió en el único conocedor de los secretos de los maestros masones, entre los cuales se hallaba la palabra secreta masónica, es decir, el nombre oculto de Dios.

La tradición ocultista afirma que saber el nombre de una deidad equivale a poseer su poder. De ahí que se supusiera que Abif manejaba el poder de Yahvé y, por ello poseyera muchos otros secretos que, una vez finalizada la construcción del templo, pasarían a los otros artesanos, que se convertirían a su vez en maestros masones.

Cuentan que, llegado el mediodía, el insigne arquitecto tenía la costumbre de ir al Sancta Sanctorum para orar a Yahvé y planificar las obras del día siguiente. Uno de esos días, al terminar sus oraciones, Hiram Abif, se topó con el desagradable final de su historia de modo inesperado.

Saliendo por la puerta sur del templo, Jubela, uno de sus aprendices, le flanqueó el paso estando armado con una especie de regla vertical. Le conminó a que le revelara sus secretos. Abif no perdió el aplomo ante la clara amenaza de muerte a la que se enfrentaba y contestó que sólo tres personas en el mundo los conocían y sin su consentimiento no podía divulgar ningún secreto. Furioso, Jubela enarboló la regla y asestó un golpe en la sien derecha a su maestro, que dobló la rodilla por el impacto, aunque pudo alcanzar la puerta occidental donde, desafortunadamente, no fue ayuda lo que encontró.

Allí, en esa escena, estaba Jubelo, otro de sus aprendices, quien también le propinó un golpe, en este caso en la sien izquierda, haciéndolo doblar la rodilla del mismo lado. Arrastrándose y perdiendo grandes cantidades de sangre, Abif llegó a duras penas a la puerta oriental donde fue rematado por Jubelum, que usó una gran maza de piedra para aplastarle la frente.

No les quedó otra salida a los tres asesinos que ocultar el cuerpo del arquitecto para evitar la ira del rey Salomón y escapar del país para no ser descubiertos. Escondieron provisoriamente el cuerpo de Hiram Abif bajo unos cascotes y al llegar la medianoche lo trasladaron a la cima de una colina para enterrarlo. La sepultura fue señalizada con una rama de acacia y hecho esto, los criminales intentaron darse a la fuga. Sin embargo, no tuvieron éxito porque no consiguieron que ningún barco los sacara del país y tuvieron que guarecerse en los montes.

Mientras tanto, la ausencia de Abif llegó a oídos del rey Salomón que envió a varias personas a buscarle. La gravedad de la situación hizo que la verdad tardara poco en aflorar gracias al testimonio de doce trabajadores del templo que confesaron al rey que ellos y otros tres más (Jubela, Jubelo y Jubelum) habían conspirado para arrancar los secretos masónicos a su maestro.


En el último momento habían dado marcha atrás, pero supusieron que los otros no. Agradecido por su honestidad, el rey los envió en grupos de tres para buscar el cuerpo de Hiram Abif.

Tras varias semanas de búsqueda dieron con los restos del arquitecto e informaron a Salomón de su hallazgo. Éste les ordenó levantar el cadáver de la sepultura mediante el «apretón de manos de un aprendiz», correspondiente al Primer Grado de la Masonería. Al fracasar en su intento, el rey les dijo que probaran el «apretón de manos de un artesano compañero» del Segundo Grado, pero tampoco lo consiguieron. Finalmente, el mismo Salomón se presentó en el lugar donde yacía Abif para levantarlo con el «apretón de manos de un maestro masón» del Tercer Grado. Gracias a ello, no sólo pudo levantarse el cuerpo, sino que sorpresivamente la vida regresó a él de nuevo.

La primera palabra que pronunció en su nuevo estado, fue recogida por los masones y utilizada en sustitución de la perdida con su muerte. Desde entonces ha sido trasmitida de generación en generación hasta la actualidad. Muchos historiadores y escritores masones enmarcan la historia de Hiram Abif dentro del mito, mientras que otros están convencidos de su autenticidad.

Acerca de los tres primeros grados de la masonería, los investigadores británicos Christopher Knight y Robert Lomas dicen en su libro La clave masónica: «El personaje central de la masonería libre es el constructor del templo de Salomón, Hiram Abif, que fue asesinado por tres de sus propios hombres. La muerte estilizada y resurrección del candidato es el hecho que convierte a uno en “Maestro Masón” y cuando está levantado de su tumba, el lucero de la mañana está en el horizonte».
El Templo del Rey Salomón fue la obra arquitectónica más importante de esa época. Los secretos (utensilios, herramientas, vocablos) propios de la construcción, son hoy parte de la Masonería Moderna, la cual ha cambiado.
Desde el siglo XVI, dejó de ser “operativa” para convertirse en “especulativa”, siendo su objetivo la perfección moral individual de cada persona para mejorar la sociedad que lo rodea.

La logia de los Illuminati: Varios grupos sin conexión entre sí se han identificado con el nombre illuminati, que en latín significa «alumbrados» o «iluminados». En algunos casos, esta denominación se debía a la posesión de textos gnósticos u otra información oculta no disponible para el público. En el siglo XV, otros grupos afines reivindicaron que la iluminación venía del interior de cada persona como resultado de una conciencia alterada o de un despertar de la conciencia. Los «alumbrados» españoles pertenecían a este último tipo.



Las primeras referencias históricas a los «alumbrados» en España se remonta a 1492. Éstos tenían un origen gnóstico, y su filosofía se extendió en la Península gracias a la influencia italiana. Uno de sus primeros líderes, fue una campesina nacida en Salamanca, conocida como la beata de Piedrahita, cuyas pretendidas conversaciones con la Virgen y Jesús llegaron a conocimiento de la Inquisición de 1511, aunque gracias a un protector no tuvo que enfrentarse al todopoderoso organismo. Ignacio de Loyola, fundador de la Compañía de Jesús, no fue tan afortunado. En 1527, cuando estudiaba en Salamanca, fue llevado ante un comisión eclesiástica acusado de simpatizar con los «alumbrados» consiguiendo eludir el castigo con una amonestación. Otros acusados de Toledo fueron sometidos a latigazos y encarcelamiento en 1529. En los años siguientes, y hasta principios del siglo XVII, muchos otros «alumbrados» fueron perseguidos por la Inquisición, sobre todo en Córdoba.

En su novela Ángeles y Demonios, el escritor estadounidense Dan Brown plantea que Galileo era miembro de los Illuminati. Una afirmación sin otra validez que la de aportar intriga a la trama de la novela. Sí que es cierto, por otra parte, que en 1610 fue invitado a formar parte de una sociedad italiana de científicos e investigadores llamada Academia de los Linces (Academia del Lincei), fundada por Federico Cesi en 1603.

El nombre de este grupo procedía de Lynceus, el argonauta de la mitología griega dotado de una perspicaz vista. Junto con Cesi, el matemático Francesco Stelluti, el médico Johannes Eck, de los Países Bajos, y Anastasio de Fillis fueron los primeros miembros de la Academia, y vivían en comunidad en la casa del fundador, donde el anfitrión les proporcionaba libros y equipos de laboratorio. En un documento de 1605, se publicaron los objetivos de la Academia:

no sólo adquirir conocimiento de cosas y sabiduría y vivir juntos legal y píamente, sino también mostrarla a los hombres de una manera pacifica, tanto oralmente como por escrito, sin causar daño.

Tanto el padre de Cesi como los aristócratas romanos estaban en contra de la Academia de los Linces. Acusaron a sus miembros de practicar magia negra, oponerse a la doctrina católica y llevar una vida escandalosa. Eck fue obligado a marcharse de Roma y durante algún tiempo sus miembros estuvieron esparcidos. Sin embargo, Cesi mantuvo la unión de los miembros por correspondencia.

Galileo fue el miembro más famoso y las publicaciones más prestigiosas de la Academia de los Linces fueron las suyas. En primer lugar apareció su «Tratado sobre las manchas solares» (1613) y luego, «El ensayador» (1623). Con la captación de Galileo, el número de miembros del grupo creció hasta 32. La muerte de Cesi, en 1630, precipitó el fin de la Academia.

El Priorato de Sión: Esta sociedad secreta, menos conocida, salió a la luz por el protagonismo que le concedió el mencionado Dan Brown en El código Da Vinci. En este best seller mundial, se habla del Priorato de Sión como la sociedad que protege uno de los secretos más guardados del cristianismo no ortodoxo: la supervivencia de Jesucristo, su matrimonio con María Magdalena, sus tres hijos y su huida a Francia.

El contenido místico de Brown se apoya en buena medida en el libro de investigación de Michael Baigent, Richard Leigh y Henry Lincoln, El enigma sagrado. Estos investigadores realizan una serie de afirmaciones sobre esta sociedad, empezando por decir que su historia comienza con la creación de la orden de los Caballeros Templarios, que fueron su brazo armado. El objetivo principal del Priorato era restaurar la dinastía merovingia, que gobernó el reino de los francos entre 447 y 751, en las monarquías de Europa y en el Reino de Jerusalén. Dicha orden, por lo tanto, protegía a los que consideraba los descendientes auténticos de Jesús y María Magdalena. (Ver Mas Sobre Este Tema)

También especulan sobre las metas últimas del Priorato de Sión, donde la restauración monárquica adquiriría la forma de un Imperio Sagrado Europeo cuyo objetivo sería preparar el camino hacia un Nuevo Orden Mundial de paz y prosperidad. Para lo cual habría que sustituir la Iglesia católica romana por una religión estatal ecuménica y mesiánica, que contaría con el Santo Grial y las reliquias perdidas del antiguo templo de Herodes. Finalmente, se prepararía y coronaria al rey ungido del Gran Israel.

Ambos libros ofrecen una lista ininterrumpida de los grandes maestros del Priorato de Sión entre los siglos XII y XX, incluyendo a personajes como Leonardo da Vinci, Robert Fludd, Robert Boyle, Isaac Newton y Claude Debussy, entre otros nombres asociados también con otras sociedades secretas como los Rosacruces.

Conclusiones: Ahora bien, este recorrido por algunas sociedades secretas demuestra que las más importantes tenían vínculos estrechos con los primeros nueve templarios y con sus hallazgos bajo los establos del templo de Salomón. Además de encontrar la línea de sangre que unía a los reyes David y Salomón con las familias Rex Deus de Europa, hallaron unos manuscritos secretos, que probablemente fueran llevados hasta Rosslyn por Enrique St. Clair, el primer barón de Rosslyn. También, es posible que encontraran otras reliquias importantes durante sus excavaciones, incluso el Arca de la Alianza y el Santo Grial.

Sin embargo, los templarios a principios del siglo XIV se dispersaron, a causa de su persecución, dejando en ese vacío un amplio lugar para todo tipo de especulaciones. Se piensa que se llevaron sus tesoros, dejándolos en lugares secretos que sólo los iniciados sabrían cómo encontrar. (Ver También: Las Sociedades Secretas en el Siglo XVII)

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
Certificado Mason
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

Secreto

Si bien en los inicios de la masonería las actividades de las logias se mantenían en secreto para protección de sus miembros (sobre todo por seguridad, pues eran organizaciones prohibidas por las leyes de entonces), quedan actualmente aún dos tipos de secreto, uno de ellos asociado con el reconocimiento. Las palabras de pase, los tocamientos al saludarse y las respuestas a preguntas específicas para poder ingresar a la orden forman parte del conocimiento esotérico que sólo se transmite en el interior de la institución y a quienes han alcanzado el conocimiento para llegar ahí. El otro tipo de secreto es ritual y es personal: es el conocimiento que cada miembro de la logia va adquiriendo de sí mismo conforme aprende. Es una experiencia personal que no se puede transmitir a nadie.

¿Quiénes pueden ingresar a una logia?
El ingreso a la orden se produce únicamente a través de la invitación de un miembro de la logia, que ve características que sobresalen entre otros hombres. El futuro postulante posee virtudes que ameritan su ingreso como “ser un hombre digno, amante del derecho, de la virtud, defensor de la inocencia ultrajada, y de los ofendidos por la mentira, la calumnia o la injusticia”, según la revista oficial de la masonería chilena.

El iniciado en la orden masónica debe cumplir ciertos requisitos, según la “Revista Masónica de Chile” edición 5/6, año 2007 señala “la orden elige hombres partiendo por el principio de la honradez ordinaria”, además “el propuesto debe buscar su perfección personal. Incluso superando sus defectos de herencia, empezando por conocerse así mismo” y el último requisito y más importante “estar dispuesto a trabajar por el bien de la humanidad”.
Postulados de la Masonería

La pregunta surge por si sola ¿En qué creen los masones? El Gran Maestro Juan José Oyarzún ha explicado en diversas entrevistas que hoy como ayer, la masonería cree que una sociedad mejor que la actual puede y debe ser construida con el concurso de los principios de la orden y también de los valores que ellos conllevan. Oyarzún agrega que todo hombre tiene derecho a contemplar el mundo desde su lugar y ese es su horizonte y derecho y se rechaza a todo aquel que intente imponer un horizonte pregonando que es el único real y verdadero. Dice que a la Logia concurren los masones a lograr el diálogo para evitar el peligro del silencio. A reconquistar un espacio para la razón donde han tratado de amordazarla.

La orden es una institución esencialmente humanista, le preocupa e interesa el bien estar del ser humano, todo pensamiento o actos que realiza van en beneficio de ellos, así se define en la “Revista Masónica de Chile”, por este motivo que precisa ciertos postulados en su pensamiento, como la libertad, igualdad, fraternidad, tolerancia, humanismo, universalidad, filantropía y laicismo. Podríamos definir cada concepto pero se volvería interminable.
La virtud que la fraternidad destaca en su corriente es la tolerancia, definimos tolerancia como “la capacidad de un individuo de aceptar una cosa con la que no está de acuerdo”. Es este valor uno de los pilares fundamentales dentro de la orden. La falta de tolerancia ha llevado a la humanidad a cometer los más grandes crímenes y desgracias en nuestra historia.
Otras miradas de la masonería

Según el antropólogo Milkan Aymans, la masonería “sigue siendo una especie de secta demasiado exclusiva e influyente que segrega a una cantidad importantes de personajes”. El profesional indica que los masones son contradictorios ya que “albergan en su seno a personas con miradas muy distintas de la realidad” en este caso se cita a “Salvador Allende y Augusto Pinochet".
Aymans además admite que actualmente la masonería tiene una influencia tremenda y que no la ha perdido con el tiempo sino que la “solidificado y aumentado”, “hoy todas las instituciones políticas en Chile tienen miembros importantes de las logias masónicas” declara el antropólogo y finaliza “la influencia masónica debe ser importante siempre y cuando estén dentro de la lucidez y reflexión”.
Grandes mentiras

En el ámbito religioso, se cree que los rituales masónicos son una ofensa y blasfemia en contra de Jesucristo y la Iglesia Católica, esto ocurre al grado de especulación de las personas. Pero esto se contradice con uno de los principios de la logia que señala el respeto por las creencias ajenas y los llama a ser tolerantes.
Visión de la Iglesia Católica
El vicario general del arzobispado de La Serena, el padre Marcelo Gallardo, da a conocer desde una mirada muy general la visión de la masonería por parte de la Iglesia Católica, comentando acerca del conflicto eclesiástico-masónico que ha existido por siglos entre estas dos grandes instituciones el cura señala que “los masones frente a cualquier grupo que tenga una mirada que obstaculiza a libertad y desarrollo del ser humano, van a tener una tendencia negativa frente a esta como ocurre con la Iglesia”.
El sacerdote además explica que el conflicto eclesiástico-masónico tiene sus inicios en la Revolución Francesa la que tuvo un fuerte rechazo hacia la iglesia católica y que fuera impulsado por masones. Además Gallardo asevera que “la masonería es una religión sin dios” ya que no posee un referente explicito y agrega que “este grupo no es una secta y que todos los movimientos o grupos tienen ritos, incluso dentro de la iglesia católica existes corrientes que tienen sus ritos y practican el secretismo”.
El padre Marcelo Gallardo finaliza y alude que la masonería “mira en menos al hombre religioso que deja un espacio en su vida para dios”. Actualmente dentro de las logias masónicas existen personas que son católicos y están insertos en estos dos grupos, ¿tendrán algún problema?.
Paramentos
Otra cosa que identifica a los masones es su vestimenta la que entre ellos recibe el nombre de “Paramentos”, consiste en un “mandil”, tela que cubre la parte delantera de su pelvis, además utilizan una banda terciada de colores blanco y rojo.
El mandil tiene un significado especial, representa un overol que utilizan para realizar su trabajo (simbólicamente), en los recién iniciados este mandil (blanco) posee una extensión hacia arriba cubriendo su pecho, esto también posee un significado, según Juan Pérez integrante de una logia masónica, este mandil intenta cubrir a los aprendices del trabajo que realizan, protegiéndolos ante cualquier cosa que los pudiera lastimar ya que no están aun preparados para resguardarse solos. El grado de aprendiz es el primero de los 33º desconocidas categorías para la sociedad común.
¿Por qué se atribuye a la Masonería tanta influencia en la vida política y social del país?
Mientras Gobernaba Chile Juan Esteban Montero, que no era masón, la Gran Logia era regida por Eugenio Matte Hurtado, quien el 2 de junio de 1932 encabezó una reunión secreta en San Bernardo de militares y civiles, quienes organizaron un golpe contra el gobierno. En ella participaron Marmaduque Grove, el general Arturo Puga Osorio, los coroneles pedro Lagos Ariztia y Leocadio Arcaya, el mayor Aurelio Concha.
Entre los civiles estuvieron Carlos Dávila, Juan Antonio Ríos y Agustín Vigorena. Todos ellos con excepción de Dávila eran masones. El 4 de junio Juan Esteban Montero renuncio a la jefatura de estado, entregando el mando a una Junta Militar compuesta por el general Arturo Puga, ex Gran Maestro de la Gran

Logia de Chile.
Tras los convulsionados días se llamó a elecciones, resultando ganador el ex presidente Arturo Alessandri Palma, otro masón, que se hallaba en ese momento en el exilio. Tras ello, la tradición cívica chilena volvió a su normalidad. La historia reconocería luego que se trató de iniciativas individuales, y no de la propia orden masónica chilena. Claro que con los años ha costado muchos años borrar la imagen de siniestros conspiradores golpistas que adquirieron los masones con esta desgraciada agresión a la democracia.

Gran Logia de la Argentina de libres y aceptados Masones
Pagina [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

Discurso del Gran Maestre con motivo de los 153 años de la Gran Logia de la Argentina de Libres y Aceptados Masones

Buenos Aires, 07 de Diciembre de 2010 e.·. v.·.

Jorge Clavero
Al comenzar estas palabras quiero comentarles que después de mucho tiempo y de un esfuerzo sostenido por todos, la Gran Logia de Libres y Aceptados Masones de la Argentina ha completado esta semana su reorganización, tenemos nuevamente actividad masónica. en todas las provincias argentinas y ya funcionan Logias regulares en todo el país.

Con esta noticia tan buena y alentadora cerramos un ciclo de treinta meses en el que se ha incorporado a la Masonería argentina una gran cantidad de nuevos iniciados. En este tiempo, la membresía de nuestra Institución ha crecido el 37 porciento. Fenómeno que no se daba hace más de cincuenta años.

Nuestro tradicional e histórico Palacio Cangallo, inaugurado en 1872, ha sido totalmente restaurado, sus templos ó talleres de ideas trabajan a tiempo completo y con todos sus elementos actualizados. Dentro de algunas semanas ya estaremos en condiciones de habilitar nuestro nuevo edificio en el barrio de Boedo donde funcionarán 30 logias y será sede del Instituto Laico de Estudios Contemporáneos.

Porque la Masonería entiende que el laicismo constituye uno de sus ejes principales. El laicismo está profundamente asociado a la educación, pero su contenido no se agota en esa única instancia.

La planificación familiar, la educación sexual, los temas de género, el matrimonio igualitario que reclama una nueva ley que incorpore a grupos todavía excluidos, la lucha por mejores condiciones para el ejercicio de la maternidad y la paternidad responsables son temas que reclaman abordajes científicos, de salud pública, culturales y sociales exentos de valoraciones dogmáticas o confesionales.

El laicismo constituye un programa en sí mismo y es el mejor vehículo para el mejoramiento y el progreso. El laicismo promueve gobiernos civiles de todos y para todos, respeta las decisiones individuales de los ciudadanos, evita inútiles confrontaciones entre política y religión y avala la armonía social con arreglo al respeto irrestricto de los derechos humanos.

Dos hitos históricos respaldan la absoluta adhesión al laicismo por parte de la Masonería argentina: la ley 1420, que instituyó la educación libre y gratuita, y la Reforma Universitaria de 1918, que aseguró la igualdad de oportunidades para los estudios superiores en nuestro país.

Corridos los años y observados sus innegables resultados en los que se moldearon muchísimas generaciones de argentinos, debemos pensar nuevamente con qué nuevos instrumentos debe expresarse el laicismo como punto de partida de una nueva epopeya.

Vivimos un tiempo mundial y local de profunda e intensa revolución científica y tecnológica. Los viajes espaciales y la presencia del hombre en la Luna han derivado elementos que ya son de uso cotidiano. Fueron, además, el punto de partida para experiencias que se traducen en la prolongación de la expectativa de vida, la prevención y curación de enfermedades que fueron letales, una nueva conciencia de nuestro entorno en el que ahora luchamos por la preservación del medio ambiente, el uso racional del agua y contra los fenómenos del calentamiento global.

Todos estos temas nuevos merecen nuestra profunda atención porque son los que renuevan y resignifican el laicismo del siglo 21.

Ingresamos en la segunda década del nuevo siglo y esos enormes avances de la Humanidad conviven con extendidos bolsones de pobreza y exclusión. La Masonería, que perdió abnegados hermanos, médicos que no dudaron en ofrendarse para asistir a los enfermos por la fiebre amarilla y por otras pestes y epidemias, hoy dirige su mirada y levanta su voz por los excluidos de toda clase, especialmente los niños y los jóvenes de nuestra Patria. Bástenos el lacerante dolor cotidiano de los cartoneros, en los que podemos sintetizar la marginación, la lucha por la supervivencia y la porfiada actitud ética para no caer en la trama del delito.

Los masones somos constructores y libre pensadores, trabajamos en los talleres de ideas que llamamos logias, estamos centrados en el SER HUMANO, nuestro ideario rechaza cualquier tipo de obediencia ciega ó verdades reveladas. Nuestro sistema de valores se asienta sobre la solidaridad, el trabajo, la ética y la estética como elementos esenciales de una conducta armónica. Los masones perseguimos obsesivamente la belleza y la armonía.

Somos seres libres y éticos, que desde una perspectiva de unión fraternal proclamamos como Terencio en la República Romana “hombre soy, nada humano me es ajeno”

Nos ofrecemos a la sociedad desde diversos pensamientos políticos, tallados por la tolerancia, buscamos siempre la síntesis para encontrar soluciones de conjunto, unitivas, porque nos formamos en esta escuela iniciática, humanista y filantrópica que busca la verdad.

Como ciudadanos, estamos desarrollando el “Observatorio de la Ciudadanía” en colaboración con diversas organizaciones sociales. Es un planteo interdisciplinario para el estudio y confección de propuestas que tiendan a mejorar las políticas públicas que dictan los gobiernos legítimos elegidos por el pueblo.

Ciudadanía, República y Democracia son conceptos entrelazados por sus contenidos. Constituyen la base, los cimientos, sobre los que levantamos nuestros templos individuales, se proyectan en las construcciones sociales que señalan nuestro crecimiento y nuestro desarrollo como argentinos.

Señoras y Señores; la Masonería viene desde el fondo de la historia cuando agrupaba a los constructores de obras inmortales. Desde 1717, esa Masonería Operativa fue trocando en Masonería Especulativa y hoy, casi trescientos años después, su edificio se mantiene vivo, en pleno crecimiento y en toda la faz de la tierra.

La Masonería argentina es una de las pocas instituciones tradicionales de nuestro país con una historia que ya supera los 150 años de vida.

Finalizando 2010 sentimos cierto orgullo por los ciudadanos que se han formado entre nosotros y por los testimonios que dan de nuestro pensamiento y de nuestro modelo. No trabajamos como una corporación, salvo cuando nuestra acción mancomunada es imprescindible para pacificar los espíritus, para restablecer la fraternidad y la convivencia.

En estos momentos estamos abriendo nuevos campos de acción y colaboración. Hemos avanzado en el encuentro con universidades públicas en las que desarrollamos cátedras de Libre Pensamiento, respaldamos con becas a los estudiantes que obtienen las mejores calificaciones y nos preocupamos por asegurar los mejores planes de estudio en el marco de la enseñanza pública, laica y gratuita. Nuestra meta es el progreso equilibrado y armónico de nuestra sociedad en consonancia con nuestra región, América Latina.

Nos proponemos como integradores a través de la fraternidad masónica y la operatividad que practicamos desde los tiempos de las Logias Lautarinas en Argentina, Chile y Perú, para que el nuestro sea un Continente sin desigualdades, pujante hacia sociedades más evolucionadas.

Ofrecemos el liderazgo de los valores, nuestra discreción y el valor arbitral que la Masonería puede aportar para la solución de los conflictos coyunturales. Somos formadores de consensos por antonomasia y luchamos por el librepensamiento y la libertad absoluta de conciencia.

Todo es y será posible sobre la ejemplaridad de nuestras conductas y para que cada uno sea el obrero feliz de la lucha por las utopías que, aún hoy, merecen ser soñadas.

Pero antes de finalizar mis palabras, quiero felicitar a nuestras hermanas de la Masonería Femenina, y a quienes desde otras estructuras nos acompañan en este difícil camino en aras de la virtud y en pos del progreso y la elevación del ser humano.

Entendemos la Masonería como un ideal a alcanzar y el ideal lo encarna tanto el hombre como la mujer.

Señoras y Señores, queridos hermanos, como Gran Maestre de la Masonería Argentina les deseo que el año 2011 sea el mejor de nuestra querida Patria y el mejor también en la vida de cada uno y de sus respectivas familias.

Muchas gracias


Video sobre Masones Argentinos

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

Masones en Buenos Aires

Fuente del articulo: [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

En nuestro país hay 125 logias masónicas activas, organizadas bajo la "Gran Logia Argentina de Libres y Aceptados Masones". Su sede está en el distrito porteño, sobre la calle Perón al 1200. Su historia y su presente.

Por Martín Rodríguez

A primera impresión, cuando me piden que escriba sobre la masonería, enseguida pienso en los modos y las formas en que he escuchado la palabra y sus referencias, incluso, en ámbitos familiares. Siempre la masonería y sus derivados (masón, logia) me resultaron palabras malditas, cargadas "del aura de la conspiración", es decir, de ese flujo que rodea como una fosforescencia a hechos históricos, en cuya expresión y superficie, no se inscribirían las raíces de la voluntad que los determina. Como si la historia de la masonería fuese una historia de la verdad. La historia argentina, a través de un entramado narrativo que la une a "las logias", ha contribuido a la mayor invisibilidad del peso material (y espiritual, por qué no) de otros verdaderos actores (llámese pueblo, clase obrera, etcétera). De hecho, alrededor de San Martín, padre de la patria y "santo de la espada", se ha montado a lo largo del tiempo el debate sobre su participación en la "Logia Lautaro", supuesta pertenencia orgánica que confirma los planes británicos sobre nuestras tierras (los que puntualmente se cumplieron, por otro lado).

Lo que no entra con soldados, entra con mercaderes, rezaban finamente los señores ingleses mientras se quitaban el agua hirviendo de sus ropas y emprendían la vuelta. Es decir: la posible y real pertenencia a logias de hombres de la talla de Hipólito Yrigoyen, no pueden obliterar la densidad histórica que encarna su figura. En tal caso, la masonería, el "elemento masón" en nuestra historia, es un complemento (vitamínico quizás) de fuerzas materiales más profundas.

EL SER MASÓN

A la pregunta de "qué significa ser masón", Luis A. Rodríguez Fontán, ex miembro activo de una Logia, responde: "ser masón quiere decir creer en la libertad y la igualdad entre los hombres por sobre todas las cosas. Su inspiración filosófica emana de las creencias orientales que ponen al hombre como centro de la creación y que preservan de los abusos del poder su persona y su actividad. El librepensamiento es esencial para todo masón, pero se busca forjar al individuo en la templanza y el conocimiento. Se lo simboliza en el trabajo sobre una piedra que cada uno debe modelar en parte, pero cuya perfección se logra con el trabajo de todos, siendo cada masón parte de un todo. La piedra es la vida, la sociedad, el trabajo, la política, etcétera. Por eso el primer grado de un mason es el de aprendiz y los ámbitos en los que se forma, talleres".

En la Argentina, se organizan bajo la llamada "Gran Logia Argentina de Libres y Aceptados Masones", cuya sede central está en Perón 1242. Existen unas 450 logias en todo el país, aunque sólo alrededor de 125 están activas.

Rodríguez Fontán dice que la tradición viene de oriente, porque de allí viene la luz, la sabiduría, por eso adopta principios del budismo, del islamismo, de la kábala. Es un principio fundamental el respeto a la madre naturaleza por encima de todo y la idea francmasónica ha contribuido primero a proteger a los individuos de los abusos del poder, sobre todo en los tiempos del feudalismo, en que comenzaron a surgir los primeros agrupamientos de tipo corporativo en defensa de actividades tales como las gremiales de arquitectos.

La tensión con el aparato clerical tiene su esencia en las luchas entre el poder eclesial y el poder secular. Su carácter conspirativo obedeció a que en determinado nivel de su desarrollo chocó con el oscurantismo de la Iglesia y el poder feudal, dado que la idea masónica era (y es) la de abrir y difundir el conocimiento.

Al ser perseguidos sus miembros, la masonería adquirió el carácter secreto que la ha caracterizado. El principio central en lo religioso es que todas las religiones tienen puntos de contacto y obedecen a principios similares, por lo que participan de una suerte de panteísmo, ya que todos devienen de lo que se llama "el Gran Arquitecto del Universo".

Rodríguez Fontán, a la hora de pensar la influencia histórica, dice que "es menester recordar que la Revolución Francesa, los episodios de la Comuna de París, la Revolución Cátara, entre otras, fueron genuino producto de la masonería".

PASADO Y PRESENTE DE LA MASONERÍA

En cuanto a la pregunta sobre la influencia masónica en nuestra historia, para Luis, "la masonería tuvo una participación muy importante hasta después del golpe contra Perón del '55. A partir de allí fue perdiendo paulatinamente fuerza. Su importancia radicaba en que constituía un ámbito de relación, discusión y taller, que relacionaba personajes de orígenes y posiciones muy diferentes. Pensá que el dialogo oculto que existió con motivo de un episodio gremial durante el gobierno de Yrigoyen, entre Ingenieros y el Presidente, fue canalizado por un sindicalista anarquista amigo de ambos, porque los tres eran masones".

Es decir que en esas cosas se veía cómo funcionaba la "fraternidad". Fraternidad que sirvió tanto para los golpes de estado como para gestas heroicas. El Plan de Operaciones (texto genial y maldito si los hay), de Moreno, era producto del trabajo de la logia a la que éste pertenecía.
En la actualidad se ve muy disminuida su participación. Las logias se dividen en dos tipos: las filosóficas y las operativas. Antiguamente las operativas eran muy importantes, eran las políticas, las que activaban y operaban estrategias en el ámbito público.

Hoy los masones debaten de qué forma podrán recuperar espacio y poder de convocatoria, sobre todo entre la gente joven, ya que la pérdida del misterio y el desarrollo moderno de otras formas de participación e influencia, han desplazado a la masonería a un lugar secundario. De todos modos, en los últimos años han venido desarrollando diferentes actividades, algunas internacionales, en las cuales los masones han expuesto una clara y contundente visión y prospectiva muy crítica de la llamada globalización, enfrentado las políticas neoliberales y al gobierno de Bush, aunque ello haya tenido poca trascendencia.


Masones: a solas con el Gran Maestre

En esta segunda entrega sobre la masonería, una entrevista exclusiva a Sergio Nunes, Gran Maestre de la Gran Logia Argentina de Libres y Aceptados Masones. Qué piensa el máximo referente de las logias masónicas que operan en nuestro país.

La semana pasada planteamos una primera aproximación a la
masonería. Revisar su intimidad con la historia política y social argentina, y su transfiguración en este presente secular, cuando lo político y lo público acechan bajo formas nómades y desvirtuadas de lo que fueron. Leer y pensar el rol de esa continua (y por momentos decisiva) saga masónica a lo largo de nuestra historia es también una manera de interpelar la actualidad. De volverla más histórica. Y menos histérica. La reivindicación casi frívola tanto del emblema de Roca (como hizo Macri), como el de un supuesto indigenismo, son formas de clausura del debate de la historia. ¿Acaso la generación del '80 fue la culminación del plan masónico en la Argentina? En un mano a mano con Sergio Nunes, Gran Maestre de la Gran Logia Argentina, nos metemos de lleno en el aquí y ahora de una organización sobre la que suele flotar un halo de misterio.

-¿Cómo se organiza la masonería en la Ciudad de Buenos Aires y el resto del país?
-La masonería tiene su sede en la calle Perón 1242, entre Libertad y Talcahuano. Es un edificio centenario, construido por Pellegrini en el año mil ochocientos setenta y pico... Allí funciona la sede central de la Gran Logia de la Argentina. La Gran Logia tiene jurisdicción sobre todo el país. Sin perjuicio de ello, la mayoría de las logias está en la Ciudad de Buenos Aires y el Gran Buenos Aires. En total hay unas 125 logias activas en todo el país, de las cuales el 50 por ciento está en Capital y Gran Buenos Aires. Las logias se reúnen semanalmente o cada dos semanas según sus metodologías de trabajo. Tienen una cierta autonomía pero son interdependientes de la Gran Logia. Cada logia elige sus autoridades una vez al año. Esas autoridades están compuestas por el Venerable Maestre, el primer Vigilante, el segundo Vigilante. Se trata de decisiones individuales de los Maestros de cada una de las logias, sin ningún tipo de injerencia de otro cuerpo superior. Cada Venerable Maestre traza su plan de acción durante el año. Algunas se dedican a cuestiones esotéricas, de simbología masónica. Otros tienen una inclinación a cuestiones históricas, tanto argentinas como del mundo. Y otras tienen una función más operativa: generar proyectos y acciones para la comunidad. Una aclaración que ahora conviene hacer porque siempre se me pregunta: la masonería no es una religión ni un partido político, la masonería actúa a través de sus hombres. Los candidatos a ser masones son recibidos en nuestra institución cualquiera sea la religión que profesen, con la única excepción de aquellas que vulneran libertades individuales y que afectan a la dignidad del hombre. Lo mismo en el ámbito político, todo el arco político democrático, no totalitario en su concepción, es recibido en nuestras logias. Existen masones trabajando en uno u otro partido. Existen masones que por una cuestión de fe creen o profesan una religión u otra. Todos conviven dentro la armonía que rige en nuestros templos...

-¿Y cuál es ese ideario común, masónico?
-El ideario masónico parte de lo que significa la trilogía "libertad, igualdad y fraternidad". Hay un lema que se llama "Ciencia, Justicia y Trabajo". Sobre esa base trabajamos. La simbología tiene una función muy importante dentro del crecimiento de los masones. Y la verdad es que a poco que se recorre la historia, nos encontramos con algunos nombres que honraron las filas de la masonería y dan cuenta de la incidencia que ésta tuvo en el proceso de la independencia y la formación del Estado nacional.

-Actualmente, ¿hay políticos de alta jerarquía que sean masones?
-Hay políticos, hay jueces, hay legisladores.

-La historia argentina muestra una presencia muy fuerte de la masonería...
-Sí, de San Martín en adelante. Las logias en Buenos Aires funcionan, con cierta certeza, por lo menos desde 1795. Y con posterioridad a esas logias que se fueron formando, siguieron trabajando otras que acompañaron los procesos de independencia y de establecimiento de la democracia que sucedieron hasta 1860. Hubo, como en todo hecho de guerra, masones de los dos lados de las filas de los enfrentamientos. Por citar un ejemplo, Urquiza y Mitre eran masones.

-Se dice que el resultado de la batalla de Pavón fue "arreglado" en una reunión de la masonería...
-Exacto. Urquiza se retira de Pavón porque en ese momento... ésta es una reflexión personal, creo que comprendió que por la vía del enfrentamiento nunca se iba a unificar el país. Después de Pavón, a los pocos meses, hubo una tenida (NdR: reunión masónica) magna en la sede de la masonería (cuya acta se conserva en la sede de la Gran Logia, en la calle Perón), en la que concurrieron Urquiza como capitán del Ejército de la Confederación, Mitre como capitán del Ejército de la Provincia de Buenos Aires, Derqui como Presidente en ejercicio de la Confederación y Sarmiento... En ese momento los cuatro reciben el grado 33 (máximo de la masonería), y se comprometen a pacificar y unificar la Nación. A los pocos meses, la Legislatura de Buenos Aires acepta la Constitución de 1853, con la reforma de 1860, y la Confederación acepta la incorporación de la Provincia de Buenos Aires.

-Da la sensación de que hubiera habido en esa reunión una suerte de orden dada por algún "jerárquico" de la masonería de la época para mediar...
-Quien presidió esa reunión fue el doctor José Roque Pérez, primer Gran Maestre de la Argentina. La Gran Logia, en el mes de diciembre, cumplió 150 años de vida institucional. Fue fundada el 11 de diciembre de 1857.

-Pero la influencia decisiva que tuvo la masonería en procesos históricos, en un presente mucho más secularizado ¿no está diluida?
-Yo diría que está diluido el ejercicio del poder. Es distinto a lo que era en aquel momento. En aquel momento treinta familias manejaban el destino de una nación. Y hoy hacen falta varios miles de familias para manejar los destinos... Dentro de ese marco, la actividad puede verse distinta. Pero probablemente, cuando escriban la historia que ahora nos tocan vivir, surjan documentos y reflexiones que jerarquicen lo que fue la acción en estos días que, por estar viviéndolos, no nos damos cuenta...

-¿Hay actualmente masones en el Gobierno nacional y en el Gobierno de la Ciudad?
-Hay masones en diversos estamentos del gobierno. Los masones trabajan con una idea y esa idea intentan trasladarla a la sociedad.

-La lógica de acumulación de poder de las logias operativas ¿implica poner cuadros en lugares estratégicos? Por ejemplo, si un masón tiene que abrir un espacio de poder, un cargo, ¿prioriza para ocuparlo a otro masón?
-No en un esquema de organización corporativa. Les doy un ejemplo: yo soy abogado, y si tengo que contratar a un abogado y conozco uno de la masonería que tiene capacidades y demás, probablemente lo prefiera por una cuestión de lealtad, de tranquilidad y de reciprocidad antes que a otro, pero ésta es una cuestión individual, no es que exista un decreto, un código, una obligación... Lo mismo que cualquiera que se esté desempeñando en función judicial no tiene la más mínima obligación de acatar ninguna decisión de ningún rango o jerarquía masónica.

-Pero en otra época el peso de las jerarquías masónicas en las decisiones era mucho mayor...
-Yo no sé si era así o, como te decía, sucedía que muy pocos manejaban mucho.

-Digamos que si hoy esto fuera así, en este momento estaríamos hablando con el dueño del país... (risas)
-(Más risas) No, no soy el dueño del país, soy abogado, trabajo todos los días, me gano la vida...

-Durante la última dictadura, específicamente, ¿la masonería vio afectado su funcionamiento?
-Durante la dictadura se vio "encapsulado" el funcionamiento, porque era difícil hablar de libertad, hablar de independencia, hablar de tantas cosas que pregona la masonería.

-¿Hubo masones desaparecidos?
-No que me conste. Les aclaro que yo había ingresado a la masonería en esa época.

-Sí hubo torturados, Alfredo Bravo era masón...
-Sí, pero ustedes preguntaron por desaparecidos.

-¿Y la masonería hizo gestiones durante el cautiverio de Alfredo Bravo?
-Fue anterior a mi mandato, no se los puedo confirmar. Yo ingresé a la masonería en el '82.

-¿Hubo gestiones durante la guerra de Malvinas?
-Hubo intentos de reconciliación, de mediación, de diálogo reservado, a nivel gubernamental, que lamentablemente no llegaron a buen término.

-¿Cómo se organiza la masonería internacionalmente?
-Miren, hoy justamente voy a Washington, a la conferencia mundial de grandes logias regulares. Son unas 180. En cada país, cada gran logia es soberana en su territorio, tiene una jurisdicción. Existen reconocimientos recíprocos como si fueran entre países. Y ninguna gran logia tiene preeminencia sobre otra. Por ejemplo, en esta asamblea mundial de grandes logias, se definen cuatro o cinco grandes puntos y las diversas grandes logias van a expresar su posición respecto a los puntos a tratar. En muchos casos, lo que tiene de bueno este tipo de encuentros es que alguna experiencia en otro país podría ser replicada en otro, en el caso de que a las autoridades de un segundo país les interesara. Pero no hay ninguna autoridad supranacional que pueda ejercer decisión o jurisdicción sobre otra gran logia en su territorio.

-¿Puede hacer público un político su pertenencia a una logia?
-El darse a conocer como masón es una decisión individual de cada ser humano. Yo, como Gran Maestre, no estoy autorizado a decir "vos sos masón", así vos hayas entrado ayer y tengas la jerarquía más baja y yo tenga la más alta. La masonería es una asociación civil sin fines de lucro, tiene sus balances y sus asambleas presentadas en la Inspección General de Justicia, ergo yo y todo el consejo directivo es público... Además tiene una página web ([Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] Hay otros que prefieren decir: "No, mirá, yo estoy trabajando en una empresa que no sé qué piensa el dueño de la empresa..." Bueno, es una decisión individual. Cada uno decide.

-¿En la masonería hay mujeres, logias mixtas?
-La masonería, tal como la practicamos nosotros, no es mixta. En la Argentina, hay una gran logia femenina que es independiente de nosotros y que practica los mismos rituales. Se establecieron hace siete u ocho años y están tratando de crecer. Pero en forma independiente.

-¿Y estas logias femeninas son reconocidas internacionalmente?
- No por las grandes logias regulares, pero hay otras grandes logias que sí las reconocen. Pero si bien no son reconocidas por nosotros, sí son absolutamente respetadas. No nos reunimos en tenida, como se llaman las reuniones masónicas en conjunto, pero yo invito a las autoridades femeninas al aniversario de la Gran Logia Argentina.

-¿Por qué se da esta cuestión sexista?
-La masonería, tal como la conocemos hoy, empieza en el siglo 17, en Inglaterra. Antes la masonería tenía una función absolutamente operativa y material. Los símbolos de la masonería vienen de la arquitectura. No es casual. La construcción de catedrales, palacios, se hacía con masones. Masón, del francés, albañil, y del ingles también tiene una raíz. ¿Cómo establecían aquellos las jerarquías en ese momento? En la Edad Media no había DNI, no había pasaporte, no había nada. Se terminaba una obra en la ciudad A y tenías que ir a la ciudad B. El maestro que construía la catedral en la ciudad B no te conocía. Bueno, había símbolos, signos, toques y palabras que acreditaban al masón en el grado que estaba capacitado. Podía ser aprendiz, compañero o maestro. Él se daba a conocer y según pasara el examen de los símbolos de cada uno de los grados era el salario que recibía. Cuando cesa en Europa el movimiento de construcción de catedrales, en 1717, se constituye la Gran Logia de Inglaterra, tratando de utilizar los mismos símbolos y principios de la masonería en lo que sería ya no una fase operativa de construcción sino una fase especulativa intelectual. De ahí en adelante nace la masonería en el mundo como hoy la conocemos. En aquel momento pensar que una mujer podía participar de esto era muy difícil.

-Pero si los tiempos cambiaron y las costumbres cambiaron, ¿por qué esta apertura hacia las mujeres no llegó a la masonería?
-Porque esto tiene otro tipo de raíces. Primero tenés desde el punto de vista esotérico y simbólico, muchos dicen que la mujer, desde el punto de vista energético, circula en sentido inverso que en el hombre. Y escarbando mucho en el esoterismo, de ahí surge la razón de que la mujer se mantenga de forma independiente. Y hoy por hoy está de esa manera, y creo que es bueno de que sea así porque es distinta la interrelación que hay de un hombre a un hombre, que de un hombre a una mujer. Así quedan afuera otros intereses, otras ideas que no pasan, precisamente, por el cerebro.

-¿Cuántos masones hay en el país?
-Nosotros tenemos registrados aproximadamente 9 mil. Los activos-activos son un poco menos. La idea del Gran Maestre anterior, y también mía, es darnos a conocer. Yo doy conferencias mensuales en universidades, sobre todo del interior, donde tienen mucho interés. Hago, contacto con medios televisivos, gráficos, para desmitificar un poco lo que la gente piensa que es la masonería. A veces hasta nos preguntan: "¿tienen rituales satánicos?"...

-Lo que pasa es que tienen toda esa lógica secreta...
-Pero la masonería no es secreta, es discreta.

-Pero hubo una época en que eran perseguidos.
-Sin ir más lejos, a mediados del siglo pasado, que no estamos tan lejos, Franco, Hitler y Stalin, cada uno, se cargó 5 mil, 6 mil masones.

-La masonería también cosechó mala prensa a raíz del escándalo de la logia P2...
-La logia P2 no fue una logia masónica. Que en su momento Licio Gelli fue masón, es cierto, pero que fue expulsado de la masonería antes de crear la P2 también lo es. Y que Gelli, utilizando el método masónico, armó la P2 también es cierto. Pero este hombre se corrió del objetivo de la masonería y fue expulsado.

-Igualmente, convengamos que la palabra "masonería" suena a algo conspirativo...
-Pero sabés qué pasa, la gente de nuestra generación, y los más chicos y más grandes, en toda nuestra formación de colegio secundario leímos la historia oficial. De la masonería cuando hice el secundario, sólo había leído 20 líneas que hablaban de la Logia Lautaro, y nunca más nada. Pero de los constituyentes de 1853, más de la mitad eran masones. Y la masonería le dio al país 14 presidentes. Catorce presidentes argentinos fueron masones: Sarmiento, Derqui, Urquiza, Mitre, Roca, Justo...

-¿Yrigoyen?
-Yrigoyen también. Mirá, la representación ideológica más perfecta de lo que significa la proyección de la masonería hacia la sociedad lo tenés en la generación del ‘80. Desde los escritores, hasta los artistas, todo.

-¿El ex presidente chileno Salvador Allende también era masón?
-Sí, Salvador Allende vivió como masón y murió como masón. Fijate que no entregó el poder por no traicionar a su pueblo.


(PUBLICADO ORIGINALMENTE EN EL SEMANARIO NOTICIAS URBANAS Nº 135, DEL 08/05/08)

Fuente:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
W
Cabo
Cabo

Mensajes : 94
Chakra : 4
Fecha de inscripción : 25/01/2011
Localización : En alguna parte de argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Algunos Datos sobre "Masones"

Mensaje por Pau el Jue Oct 20, 2011 6:14 am

Mama siempre me cuenta, que cuando estaba en chile, entro en un teatro y habia velas negras en filas hacia el escenario. Y un empleado de alli la saco de la sala, diciendole que estaba por comensar un ritual de iniciacion mason.

Que envidia que le tengo a mi madre.

A mi, me parecen muy interesante los masones, ahora mas. Cuando este en el internado retirare un libro que me habia atraido, y que trataba sobre una Secta de arquitectos. La sexta lampara, creo que se llamaba.

Y mas me cautiva por el hecho de que las mujeres no podemos ingresar... La verdad, es que me cae mal eso.


Se quedaron perdidos en el tiempo.


Comensare una colecta de firmas para que me inviten a ingresar, aguarden no mas.



Atte: Paulii

avatar
Pau
Comandante
Comandante

Mensajes : 565
Chakra : 5
Fecha de inscripción : 06/01/2011
Edad : 21
Localización : En mi mundo de aburicionnnnnnnnnnnnnn

http://no-es-un-juego.blogspot.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: Algunos Datos sobre "Masones"

Mensaje por ciel_black el Vie Nov 11, 2011 7:20 pm

pues yo te apoyo pau....q dejen entrar mujeres a la masoneria...igual q hace tiempo me dejaron entrar con los Asesinos
muchos simbolos masones como aqui nos muestra W tambien los usan los illuminatti como la piramide con el ojo q todo lo ve y el aguila a un lado suyo y algo no se si sabian enfrente de la casa blanca hay un gran obelisco el cual es de los illuminatti para q recordaran q siempre estaran aqui
y les recomiendo el libro MAS ALLA DE ANGELES Y DEMONIOS no recuerdo de q autor porq no lo tengo a la mano pero busqenlo vienen datos sobre Asesinos, templarios,masones,etc



_________________Conspiracion Latina_________________
a story beyond time and adventure beyond belief

avatar
ciel_black
Cabo
Cabo

Mensajes : 87
Chakra : 0
Fecha de inscripción : 24/03/2011
Edad : 20

Volver arriba Ir abajo

Re: Algunos Datos sobre "Masones"

Mensaje por Pau el Vie Nov 11, 2011 8:32 pm

En si, Los Iluminati son una sociedad que surgió de la Masoneria, como muchas otras. Por ello tantas similitudes.
avatar
Pau
Comandante
Comandante

Mensajes : 565
Chakra : 5
Fecha de inscripción : 06/01/2011
Edad : 21
Localización : En mi mundo de aburicionnnnnnnnnnnnnn

http://no-es-un-juego.blogspot.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: Algunos Datos sobre "Masones"

Mensaje por W el Vie Nov 11, 2011 9:00 pm

De hecho los asesinos, tienen parientes masones ehh asi que no se hasta que punto, asi como los templarios, todos surgen de la misma idea y buscan lo mismo...jajajaja
parece como si todos ansiaran solo unas pequeñas cosas...jajaja sin mencionar los iluminatis los rosacruces...son todos lo mismo, pero nadie lo ve.
En fin tengo una teoria pero no creo que caiga demasiado bien...además esta algo desordenada...
Quizas cuando tenga tiempo la posteo a ver que piensan los Conspiradores latinoamericanos jeje
avatar
W
Cabo
Cabo

Mensajes : 94
Chakra : 4
Fecha de inscripción : 25/01/2011
Localización : En alguna parte de argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Algunos Datos sobre "Masones"

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.